Saltar al contenido

5 ejercicios de movimiento de arco para violinistas principiantes

El violín es un instrumento expresivo y muy querido. Su sonido único está modelado por los movimientos de precisión del jugador y los sentimientos personales tanto como el instrumento en sí. Sin embargo, el factor más influyente para ofrecer un gran sonido en un violín es el movimiento específico del arco. La técnica del «brazo» del arco que desarrollas te ayuda a moldear el tono, el volumen, el ritmo y los acentos de la música que tocas, pero desarrollar un excelente movimiento del arco es a menudo un aspecto desafiante para los violinistas principiantes.

Los estudiantes de violín que necesiten mejorar y perfeccionar su movimiento de arco deben orquestar ejercicios de práctica en torno a tres factores clave: arco recto, movimiento del brazo y uso de la gravedad. Cada factor se dirige a un área específica involucrada en la inclinación y entrena su cuerpo a través de la repetición concentrada para que pueda desarrollar la memoria muscular. Estos ejercicios pueden ayudarlo a mejorar su movimiento del arco y, en consecuencia, a desarrollar su habilidad de desempeño.

Arco recto

El aspecto más importante para aprender, el arco recto se enseña primero. Esto muestra al estudiante cómo lograr un tono puro y facilita la comprensión de la relación entre el sonido que se produce y el contacto del pelo del arco con la cuerda. Un arco recto se realiza asegurándose de que los golpes rectos del arco, que son paralelos al puente, hagan contacto completo con la cuerda a lo largo del arco. A medida que avanza, notará las sutiles alteraciones que se pueden hacer inclinando o permitiendo que solo una parte del pelo del arco interactúe con la cuerda.

  • Lo más importante es que usted, como estudiante, “sienta” la forma en que se logra un arco recto. El hombro no se mueve, pero el arco recto en realidad le parece torcido al intérprete. Este simple ejercicio requiere que otra persona te ayude, pero básicamente colocas la punta del arco en cualquier cuerda que desees. Luego, mientras una persona sostiene el tornillo (para que el arco no se mueva), usted forma el agarre del arco y desliza la mano ligeramente hacia abajo por el arco. Esta técnica permite que su mano, muñeca y codo desarrollen los movimientos de arco rectos correctos.
  • Otra idea: mientras está de pie de lado contra una pared con el hombro arqueado pegado a ella, coloque el violín y practique los golpes separados. La pared evitará que muevas tu brazo detrás de tu cuerpo mientras juegas los golpes hacia arriba y hacia abajo.
  • O bien, puede colocar muy suavemente una hoja de papel doblada en abanico o una pajita de plástico flexible para beber en la parte superior de cada agujero en F y usarlos como guía para evitar que su arco se mueva torcidamente mientras practica. (Mucho más barato que las guías caras que se pueden comprar).

Movimiento del brazo

También es importante desarrollar el movimiento fluido de todo el brazo. Los estudiantes deben prestar especial atención a la forma en que se mueven el codo y el antebrazo en relación con el golpe del arco.

  • Para practicar esto, coloque la punta de su arco en una A abierta y luego relaje completamente los músculos de su brazo. Inhala profundamente y, usando el codo para levantar el arco, muévelo de modo que el extremo de la rana descanse en el mismo lugar, luego exhala profundamente. Inviértalo y, después de algunos intentos, continúe el ejercicio mientras hace contacto con la cuerda. El movimiento controlado de su brazo es el aspecto importante.

Aprendiendo a utilizar la gravedad

Demasiada tensión en los músculos arruinará su técnica de reverencia. Para crear sonidos agradables, es imperativo mantenerse relajado mientras toca el violín y simplemente confiar en la fuerza natural de la gravedad que actúa sobre el arco y el peso de su brazo para generar sonido.

  • Esta es una buena forma de practicar cómo mantener los músculos libres de tensión: coloque el arco en la cuerda Mi y relaje el brazo. Mientras está de pie y sujeta el violín y el arco en su lugar, camine con cuidado alrededor de su atril. Si escucha algún rasguño o chirrido, su brazo no está relajado correctamente. Una vez que haya desarrollado una buena idea de la forma en que se usa la gravedad, ahora, mientras el arco descansa sobre la cuerda, concéntrese en la sensación de relajación en su brazo y ejecute un golpe de arco largo y lento. Es importante durante este ejercicio escuchar y sentir cómo se establece la distribución adecuada del peso (controlada por la presión hacia arriba del pulgar).

Al practicar estos cinco ejercicios, puede mejorar su movimiento de arco y convertirse en un mejor violinista. También le ayudará a alcanzar los objetivos necesarios para las próximas etapas de su formación con el violín. Recuerde tomarse su tiempo y concentrarse en movimientos relajados y constantes. Con diligencia, verá un progreso marcado y aumentará su capacidad para crear su propia expresión musical original.